Región de Atacama: Caleta Barranquilla

por Vidal Naveas Droguett

barranquilla

Días atrás, estuve en la Caleta Barranquilla, y después de saludar a mis conocidos como Los Vera, los Guerrero, los Espejo, la Alcaldesa de Puerto, doña María Pedemonte y tantos otros amigos con los cuales alguna vez hemos conversado o compartido un vinito.

La caleta, tiene ahora una cantidad superior a las cuatro mil casas lo que hace que esta urbe ya sea mirada con otros ojos, lejos de tener a nuestras autoridades pensando, “que hacemos”, como esperando que desde el cielo llegue la solución.
La región de Atacama cuenta con un sin número de bahías hermosas, Barranquilla es una de ellas, con varias playitas, roqueríos y atractivos.

En ella están insertas algunas playas como Los Turcos, Los Profesores, La Lenga, Islote Blanco y la Caleta de Pescadores.

Su ubicación es: UTM: 313.000E /69.55.158 N

Se puede llegar hasta allá, viniendo desde Caldera, Carretera C-302, distante 66 kilómetros, borde costero, Caldera – Huasco, y desde este puerto la distancia es de 128 kilómetros. Desde Copiapó a la caleta es de 72 kilómetros, se toma el camino a Caldera y pasada la Hacienda Margarita, se dobla a la izquierda, saliendo desde la ruta 5 Norte, 38 kilómetros al Suroeste se llega a esta caleta. (Hay una señalización que indica Caletas de Barranquilla y Puerto Viejo),

Convertida en una abrigada caleta de pescadores desde la década de los ochenta, donde se inicia un repoblamiento de las regiones que busca descentralizar las grandes urbes, poniendo énfasis en la compra de productos del mar, algas marinas y la búsqueda de nuevos lugares productivos.

En las cercanías de Barranquilla se encuentra el antiguo mineral de Quebrada Seca, lugar que en el pasado entregó su producción cuprífera para la Independencia de Chile, a través

de uno de sus descubridores, don Pedro de Fraga.
Toda esta minería que habla de la Mina Los Sapos, Yerbas Buenas, Fraguita, Tinajitas, tiene que ver con la interesante historia minera de la Compañía Inglesa de Minas, que, desde fines del Siglo XVII, hasta los Siglos XIX y XX tuvieron un desempeño brillante en el porvenir de Chile.

También se puede apreciar en las cercanías el viejo cementerio de aquellos años, único testimonio de la cercanía que hubo entre el minero y el chango atacameño, en la Caleta de Barranquilla.

El no tener autoridades competentes, hizo que la población hiciera tomas irregulares en donde anteriormente hubo fabulosos conchales, producto del trabajo de los changos que hubo allí, anteriormente.

La gente, que no es culpable de su ignorancia, destruyó todo aquel patrimonio como también los senderos, testigo de los milenarios vestigios que tenía el hombre costeño con el trabajador minero y agrícola de las cercanías.

Advertisements

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Cambiar )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Cambiar )

Connecting to %s